((( La Lista ))) # 10

Nuevos prehistóricos:


La series policiales de sabor nacional, como “Gamboa”, con el mayor Edgard Gamboa (Eduardo Cesti) junto al alférez Maldonado y el general Peralta. Los argumentos los sacaban de los archivos de la PIP. También tenía su serie prima: “Barragán”, sobre un policía de uniforme (Walter Zambrano) que pintó poco. Las dos series murieron cuando en el régimen de Alan se permitieron comprar enlatados a precios ridículos. Un “Gamboa” valía media docena de “Starsky y Hutch”.

“Suaveciiiiiiito” (Alex Valle en un comercial de Turrones San José).

“Ya no hay presidente, señor” (Respuesta que recibió de un soldado el premier Miguel Mujica Gallo al intentar conversar con el presidente Belaúnde horas después del golpe de Velasco).


La revista de actualidades “7 Días” (del Perú y del mundo), que empezó como suplemento del diario La Prensa.

Embutidos Popeye: “Buenos como el pan de cada día”.

Los Mercados del Pueblo. Una especie de supermercados medios misios que impulso el gobierno del APRA.

 Agua de mesa San Luis: “Ah… y no se olvide, no es mineral!”


Las eliminatorias de 1977. Después del 2-0 contra Chile (goles de Sotil y Oblitas), el general Morales Bermúdez bajó a la cancha, se puso la blanquiroja sudorosa del capitán Melendez y junto al equipo entonó el himno nacional. Mientras tanto, en las pantallas Morosini gritaba: “¡Noche peruana en el Nacional!”. Total, tanta vaina y todavía no clasificábamos.

“Las alfombras las pone Hogar”

“¿O acaso te sobra la plata?” Eslogan sobre el precio de la gasolina.


Mirtha Patiño y “Villa Juguete”. Una versión light de Hola Yola (Lunes a viernes 4.30 -6.30 p.m.), con canciones como “Do del clarinete” y”Supercalifragilisticoespialidoso”. Mirtha realizó varios programas infantiles desde 1972 en que inició “Cataplín Cataplán” y condujo también Jardilín y Chiquiticosas en el canal 7, acompañada de su loro Lorenzo. Yola Polastri le caía quáker y la acusó varias veces de utilizar la imagen de los niños para promocionarse. ((( Audio )))

Cuando a Ferrando se le ocurrió (para batir a su rival Belmont) tirar dinero desde un helicóptero.

“¿Y qué hay para comer? Pollos y parrilladas Hilton, ¡Qué placer!”

“Estrafalario” y su tema musical: “Ya comienza Estrafalario un programa extraordinario / con un elenco imaginario que dirige un dinosaurio / siempre en este mismo horario y en éste mismo lugar”.

La empresa de transportes “Morales Moralitos” (creo que todavía hay)

Para levantar el rating de la serie La Mujer Biónica los guionistas sacaron a la luz a “Max, el perro biónico”, que era un pastor alemán. En esta serie cualquiera que tenía su musiquita y corría en cámara lenta era biónico.

Los lápices de colores y crayolas “Patita”.

 Rexona: “No te abandona”

Los primeros salsódromos: Los Mundialistas, Bertoloto, el Habana Club…

JJ: “El nuevo jean que pega”

Esta no es tan vieja pero vale la pena. En los noventas, Carlos Álvarez remedó a Toledo poniéndolo con una mesa de tamales en la Plaza de Armas. Un cartelito decía “tamales de Harvard”, otro decía “tamales de Standford”.

El “Chevo” Acasuzo con la chompa de Dino Zoff. Se la cambió en el mundial, le puso el escudo peruano y no se la sacaba ni para lavarla.

Dunlop: “Huella de campeones”

Aeroperú: “Alas peruanas en los cielos del mundo”

La propaganda, tipo “psicodrama”, para prevenir el exceso de velocidad y el consumo de alcohol al manejar de Canal 5, en 1970, de una familia que, en un set de la estación (que asemejaba el living de una casa), se iba sumando uno a uno (abuelos, padres, hijos), pero con cara de zombies, mientras escuchabas el sonido del motor de un auto, a gran velocidad. Al final se escuchaba un frenazo y los ruidos de metal chancado y vidrios rotos. Se suponía que esa familia perecía en un accidente, por libar y manejar con exceso de velocidad. Daba tanto miedo, que nos íbamos corriendo del lugar donde estaba el televisor. (Nota: años después hubo otra donde Iván Márquez, en “off”, preguntaba si los papás sabían donde estaban sus hijos en la noche, mientras mostraban imágenes de La Colmena, cerca de la Plaza San Martín).


El primer capítulo de “Marco”. Nos traumó. ¿Cómo lo pudo abandonar su vieja? y si era tan pobre, ¿cómo tenía para el pasaje de los apeninos a los andes?  ((( Audio )))


“A calzón quitao”.
Dicho popular. Hacer o decir algo sin tapujos y secretos, directa y sinceramente. “La gente se reía a pierna suelta y a calzón quitao”.

“Dorina… SÍ sÍ sÍ !!!”

Telematch”. Programa de la cadena alemana Transtel y transmitido por el canal 7 que enfrentaba a comunidades (por ejemplo Baden-Baden y Gelserkinchenen) en competencias al aire libre y con espectaculares escenografías. Todo era narrado por el comentarista colombiano Andrés Salcedo. Lo único que aprendimos del alemán fue contar: “Ein, zwein, drei…”.

Ajos “Tito”.

A finales de los setentas empezó el boom de las telenovelas mexicanas, las transmitían bien tarde y eran clasificadas como clase “B”, es decir para adultos. Las pioneras fueron “Los Ricos También Lloran” con la chaparra Verónica Castro y “Viviana” con Lucía Mendez. Las dos la pegaron también de cantantes y lanzaron los respectivos temas musicales de sus novelas.

“El Perú es un mendigo sentado en un banco de oro”. Frase atribuida a Antonio Raymondi.


“El Cupido Motorizado”
(The Love Bug). Películas de matiné de Walt Disney sobre un Escarabajo modelo Volkswagen Sedán 1963, llamado “Herbie”. El carro tenía personalidad propia y le gustaba meterse en la vida de su propietario. Eran las épocas de que en Lima cinco de diez carros eran escarabajos.

La moda entre los niños de las camisas “Captain” que tenían el hombro con insignias.

La “chilena” que según nuestros medios se inventó en el Callao con el nombre de “chalaca”, pero como es costumbre los chilenos nos ganaron el vivo y le sacaron el copyright

Radio Aeropuerto y su “programación suavecita”. Aparte de música esta radio solía informar sobre las salidas de los vuelos en el Jorge Chávez.

 

Los formatos de los chistes (cómics). Habían gigantes, medianos y hasta de bolsillo, uno de ellos era “Aventuras de Capulina”, con el panzón Capulina y su abuelo Don Capuleto. Capulina: “Uno debe cultivarse”. Abuelo: “¿Cultivarme? ¡Ni que fuera rábano!”

“Radio Miraflores …Te quiere”

El antiguo edificio del Ministerio de Educación en la avenida Abancay. El proyecto incluía otro edificio al frente pero se dejó hecho a medias. En la excavación que quedó se ubicaron cientos de ambulantes en lo que ahora es “El Hueco”.

“Patrón de sintonía”. Que lo ponían antes de iniciarse la programación.

Juan José Muñante. El popular “Jet”, un velocísimo puntero derecho de los años setentas. Antes del célebre partido contra Escocia en 1978, el desalineado coach del equipo escocés, Alistair MacLeod, les dijo en la charla a sus jugadores: “Marquen bien al número siete, el resto es rutina.” (Y claro, se olvidaron de Cubillas).

El “Nicovita“. Una especie de alimentos procesados para pollos. Los gobiernos se lo servían como menú a los pobres chibolos desnutridos en los ochentas.

“Solo tú puedes prever los incendios forestales”. Frase del Oso Fumarola en su programa de dibujos. Este oso no hacía otra cosa que preocuparse por los incendios y sermoneaba constantemente a los animalitos del bosque. Hasta que en un capítulo el conejo Benny le hizo el pare. Y lo mandó a rodar…

La revista “SPH” (Sólo Para Hombres).

Ricky Tosso y su programa “El club de Ricky”, que era como un “Aló Gisela” pero para niños. Ricky premiaba sólo a los mocosos que soplaban, sapeaban y a los más vivos.


Sonia Oquendo -la primera narradora de noticias del Perú- y su esposo Rulito Pinasco, calatos en la portada de la revista Caretas. Todo era una alusión a la situación económica tras los paquetazos del ministro Piazza, pero los lectores se escandalizaron.

El árbol navideño de Sears en San Isidro que hasta botaba nieve.

La prohibición del Instituto Nacional de Cultura a la actriz Shirley McLaine de filmar una película en el Cuzco, porque según el guión, Machu Picchu había sido construida por extraterrestres.


Para evitar que la gente robase las monedas de las cabinas públicas, la Compañía Peruana de Teléfonos sacó la ficha “RIN”. La mascota de la CPT se llamaba “Fonito” (Su más peruano servidor).

Tienda Kelinda “Abra cadabra… venga a Kelinda..”


El cura de la selección. Que hasta posaba con el equipo antes de los partidos. Lo mandaron al mundial 82 para contrarrestar a los brujos de Camerún. Al final empataron.

 Wella: “Todo lo que su cabello necesita”

“Era tan feo que cuando nació el doctor no le pegó a él sino a su mamá”. (Presentación de “Guayabera Sucia” en “Risas y Salsa”).

La Tribuna Norte del Estadio Nacional. Antes de la Trinchera, cuando era zona neutral. Hay muchos clásicos sobre esta tribuna, por ejemplo, el grito de “¡Aaaaaatención!!!” desde la torre de control, los ambulantes que servían en las tribunas caldo de cordero, pan con chicharrón, choclito hervido, palta rellena, emoliente (para el vasito de ley previo al partido), chicha de jora, cancha serrana (si estabas lejos te las tiraban en bolsitas), y como olvidar a los clásicos tíos requintones que se daban cita con su periódico enrollado bajo el brazo, o guardado en el bolsillo posterior del pantalón.

La Lista #10. 2002. ¿Aportes para “La Lista”? Envíalos a: cartas@arkivperu.com

7 Comments

  1. Gerardo

    Muy buena tu pagina….. me robo una sonrisa recordar el Telemach!!! y como era yo u n niño, nunca me puse a pensar acerca del pasaje de Marco.. ja ja ja

  2. Clapton

    Tienes toda la razón: Un “Gamboa” valía media docena de Starsky y Hutch… y hasta más!!

  3. George C Coscia

    El protagonista de Love Bug (Cupido Motorizado) Dean Jones partio a Cielolandia R.I.P.

  4. Jorge ochoa casas

    Ese cura no tenia nada que hacer?

  5. Hans

    Creo que la verdadera razón de ser del RIN era para contrarrestar el hecho que el valor del circulante (dinero en monedas) se deterioraba a cada rato. En lugar de tener que cambiar la tarifa requerida para una llamada, cambiaba el precio en la calle de un RIN

  6. Ricardo

    La presentación de Gamboa, que aquí se muestra, corresponde a la versión de 1986, que se había transformado ya en una especie de telenovela (capítulos diarios), ante los elevados costos de la serie semanal la cual fue transmitida entre 1983 y 1985.
    El éxito no fue el mismo que la versión original y fue cancelada al poco tiempo

  7. Ricardo

    Pollos y Parrilladas Hilton siguen brillando en el arte de preparar pollo a la brasa, gratos recuerdos de mi niñez a fines de los 80s………… hoy ya adulto los puedo seguir disfrutando y con el mismo sabor….. de hecho han ampliado sus instalaciones y da gusto ver que les va muy bien y conservan su calidad.

Deja un comentario

Your email address will not be published.
Required fields are marked:*

*